THE BLOG
11/13/2012 09:12 am ET | Updated Jan 13, 2013

Se acabó la elección. ¿Y ahora?

estados unidos

Los latinos votaron. Obama fue reelegido, y los demócratas mantuvieron su control del Senado, mientras hicieron avances frente a la mayoría republicana en la Cámara de Representantes. Obama obtuvo el 75% del voto latino--y no sólo por la inmigración, sino también por una variedad de temas a los que los republicanos hacían oídos sordos. Sin embargo, tanto Demócratas como Republicanos tienen que afrontar el hecho de que el voto Latino es ahora crucial para definir una elección nacional, como lo demuestra el análisis de Gary Segura y Matt Barreto de Latino Decisions. Tal como lo dije en mi entrada anterior, los políticos son más propensos a atender las demandas de aquellos grupos que votan e impactan el resultado de una elección. Este es el caso del pasado martes y es una oportunidad que no debería ser desaprovechada.

Cuando se trata de giros en la política, una elección es un primer paso. Hoy la preocupación más grande es la economía. El debate en torno al presupuesto será arduo, y tanto el Presidente como el Congreso necesitarán oír su voz durante este proceso, así que urge estar movilizado. La mayoría que Obama obtuvo es el resultado de mucho trabajo a nivel de bases. Más jóvenes y minorías votaron en esta elección de lo esperado, y ciertamente más que lo que había predicho el equipo de Romney. Se necesita mantener tal energía para efectuar un cambio político.

Tan pronto el Congreso acabe su debate sobre el abismo fiscal, la reforma migratoria y el DREAM Act deberían volverse prioridades, aunque tomará más que buenas intenciones promover ambos temas. Esta elección es el primer paso en lo que será un proceso largo, para encontrar a legisladores comprometidos con la inmigración y su reforma. Afortunadamente, hay signos de que la reforma migratoria está escalando entre las prioridades. Líderes republicanos como John Boehner, y analistas como Sean Hannity reconocen que su visión del tema ha evolucionado y que urge remediarlo.

Sin embargo, no está claro si todos los republicanos apoyarán una reforma migratoria exhaustiva. De hecho, muchos ya han indicado que no están dispuestos a apoyar las reformas migratorias de sus líderes. Lo que queda claro es que la situación tal cual es indefendible, como lo dijo el presidente de la Union Conservadora Americana, Al Cardenas. Los republicanos tiene muchos temas que afrontar luego de esta elección, y si quieren mantener su relevancia tendrán que examinar las raíces de su fracaso a la hora de atraer el voto femenino, de los jóvenes, y de las minorías.

Es importante también que los votantes se involucren a nivel local y estatal. Si le preocuparon las demoras en las urnas, o la supresión de votantes, esto necesita ser resuelto dentro de su comunidad. Necesitamos promover políticas que faciliten y alienten a más gente a votar. Si valoramos nuestra democracia, deberíamos valorar también el derecho al voto y hacerlo más accesible a otros votantes. Es vergonzoso tener que explicarle a mis colegas en Europa porque hubieron votantes esperando entre 7 u 8 horas en las urnas el día de la votación. Cualquiera sea su orientación política, la habilidad de votar sin demoras no debería ser un desafío en el 2012, y resolver estos problemas no debería responder a intereses partidistas.

Espero con ansias los debates en torno a la inmigración, al Dream Act, y sobre otras leyes que se propongan subsanar nuestro alicaído sistema migratorio. Los emplazo a permanecer pendientes. Yo continuaré monitoreando cualquier desarrollo desde este blog. Como lo anunció el Presidente Obama, "sabemos dentro de nuestros corazones que para los Estados Unidos, lo mejor aún está por llegar.

Elecciones en EE.UU. en imágenes
El triunfo de Obama en Twitter

¿Estás de acuerdo con la reelección de Barack Obama como Presidente de Estados Unidos?

Mira qué opinan otros y deja tu comentario aquí