iOS app Android app

Oliver Stone visita a Maduro y recuerdan a Chávez

stumbleupon: Oliver Stone visita a Maduro y recuerdan a Chávez   digg: US Works With Sudan Government Suspected Of Aiding Genocide   reddit: Oliver Stone visita a Maduro y recuerdan a Chávez   del.icio.us: Oliver Stone visita a Maduro y recuerdan a Chávez

Associated Press | December 12, 2013 12:15 AM EST | AP


CARACAS, Venezuela (AP) — El mandatario venezolano Nicolás Maduro sirvió de miércoles de guía del cineasta estadounidense Oliver Stone durante un emotivo recorrido por el despacho y los lugares donde dio sus últimos pasos Hugo Chávez, fallecido de cáncer en marzo.

En un reporte difundido por la estatal Venezolana de Televisión, Maduro — designado por Chávez como su sucesor el 8 de diciembre de 2012, meses antes de su muerte y electo en los comicios del 14 de abril— detalló a través de una interprete la última proclama y aparición pública del gobernante, quien entonces anunció que le había reaparecido el cáncer, a menos de 10 meses de una primera reaparición de la enfermedad, y que debía someterse a una nueva operación en Cuba. Los venezolanos nunca lo volvieron a ver ni a escuchar.

Chávez falleció el 5 de marzo debido a un cáncer cuyo tipo ni localización fue revelado.

El famoso cineasta, que está promocionando la serie documental "La historia no contada de Estados Unidos", regaló a Maduro una copia autografiada de esas pieza y se mostró conmovido al recorrer los pasillos por donde una vez anduvo Chávez. Tras su fallecimiento, Stone catalogó a Chávez como "un gran héroe para la mayoría de su pueblo y para los que sufren por tener un lugar en el mundo. Odiado por las clases anquilosadas, Hugo Chávez vivirá para siempre en la historia".

Stone, ganador de tres premios Oscar, visitó a Chávez en Caracas en varias oportunidades y filmó el documental "Al sur de la frontera" (South of the Border), donde mostró su desacuerdo con el trato hostil del entonces presidente George W. Bush hacia el líder venezolano, a quien presentó como el detonante de los cambios de tinte socialista en Sudamérica.

En entrevistas con Chávez y los mandatarios de ese entonces en Argentina, Brasil, Bolivia y Ecuador, la película mostró un retrato muy afable de mandatario venezolano, intercalando fragmentos de la cobertura negativa de los medios estadounidenses y comentarios críticos de funcionarios norteamericanos.

En ningún momento Stone incluyó declaraciones de los adversarios de Chávez en Venezuela ni se ocupó de la amarga relación del gobernante con los medios de comunicación en su país, que fue una constante. Los medios que se mantuvieron críticos al gobierno comenzaron a enfrentar presiones como la eliminación de la publicidad de empresa y organismos estatales, además de procesos judiciales y administrativos.

El cineasta tampoco se refirió en el documental a los señalamientos de violaciones de derechos humanos por parte de organizaciones como Amnistía Internacional y Human Rights Watch, entre otras, que acusaron al ex teniente coronel de ejercer una influencia indebida en el sistema judicial para encarcelar o sacar del juego electoral a sus adversarios políticos.