iOS app Android app

Celso Piña dedica canción de su nuevo álbum a Gabo

stumbleupon: Celso Piña dedica canción de su nuevo álbum a Gabo   digg: US Works With Sudan Government Suspected Of Aiding Genocide   reddit: Celso Piña dedica canción de su nuevo álbum a Gabo   del.icio.us: Celso Piña dedica canción de su nuevo álbum a Gabo

Por NATALIA CANO | May 9, 2014 08:18 PM EST | AP

Compare other versions »

MEXICO (AP) — En su segundo encuentro con Gabriel García Márquez, Celso Piña se armó de valor y le pidió a su ídolo que plasmara su firma en un viejo ejemplar de "Cien años de soledad", el cual se volvió un objeto tan preciado para el músico, que ahora lo tiene en su sala junto con algunos de sus acordeones más queridos.

"Para Celso Piña, de su pana (amigo) Gabo", fue el breve mensaje que el laureado escritor plasmó en una de las páginas de la que fue su obra cumbre. Al enterarse del hecho, un amigo de Piña le pidió que le vendiera el libro, incluso le sugirió cambiar el mensaje, y que en lugar de "Celso" llevara su nombre: Sergio.

"Lo siento, no está en venta", respondió el acordeonista cerrando cualquier posibilidad de negociación.

Como muestra del cariño que Piña aún siente por Gabo — como le llamaban sus amigos y lectores al Premio Nobel de Literatura colombiano— el músico incluyó la canción "Reyna de cumbias" en su nuevo álbum "Acá presente compa", con la que quiso rendir un homenaje póstumo al hombre que lo inspiró por su sencillez e indiscutible talento.

"Cuando don Gabriel García Márquez fue a Monterrey, hace más de 10 años, me comentó de algunas cumbias que eran de su agrado, y una de ellas es precisamente 'Reyna de cumbias'. Después de saberlo, me quedé pensando que para mi próximo disco la grabaría, con músicos invitados o sin ellos", dijo Piña el viernes a The Associated Press en la capital mexicana, donde ofreció detalles de la gira internacional con la que presentará en vivo su nuevo trabajo discográfico.

El músico regiomontano cruzó palabras con el autor de "Crónica de una muerte anunciada" y "El amor en los tiempos del cólera" por primera vez en 2004, cuando García Márquez asistió al Museo de Arte Contemporáneo (MARCO), en la norteña ciudad de Monterrey, para una de las entregas de los premios de la Fundación Nuevo Periodismo Iberoamericano, que el escritor y periodista creó junto con su hermano Jaime y el periodista Jaime Abello Banfi.

Ahí, ante el asombro de los invitados, Gabo comenzó a bailar a ritmo de la "Cumbia Sampuesana", acompañado de su esposa Mercedes Barcha. Más tarde, el escritor llamó al acordeonista a su mesa y le regaló unas palabras que aún guarda en lo más profundo de su corazón: "Celso eres digno representante de mi folclor, sé siempre hombre de bien y de buena gente".

Pasaron varios años antes de que Piña se reencontrara con García Márquez, pero cuando por fin sucedió le pidió el autógrafo a su ídolo.

"Soy el pionero, en todo Monterrey, de la música colombiana. Antes de mí, y mi Ronda Bogotá, no había nadie", afirmó Piña, a quien se le atribuye ser el máximo exponente del folclor colombiano en Monterrey, plasmado en los ritmos de la cumbia y el vallenato, conocidos también como "Regio Vallenatos".

El próximo 17 de mayo, exactamente un mes después del fallecimiento de García Marquez, "El Rebelde del acordeón" dedicará su concierto en el foro Plaza Condesa de la capital mexicana al prolífico autor nacido en Aracataca, en 1927.

"Esa noche vamos a tocar 'Cumbia Sampuesana', 'Reyna de cumbias' y algunas otras canciones a ritmo de vallenato que tanto le gustaban a mi compadre y amigo, don Gabriel García Márquez, quien seguro las estará bailando allá en el cielo", dijo Piña.

Tras su paso por México, el acordeonista de 61 años regresará por cuarta ocasión a Europa, donde ofrecerá presentaciones en 12 países, incluyendo España y Francia, durante el verano boreal. Será en septiembre cuando visite Estados Unidos, donde también planea presentar su nueva entrega discográfica.

Además del homenaje a Gabo, en "Acá presente compa", Piña incluyó una versión de la canción "A caballo", de la autoría de Rigo Tovar, uno de los ídolos de la música popular mexicana. El disco, editado por Warner Music, representa el regreso del músico con su banda Ronda Bogotá, con la que inició su carrera hace 33 años.

"Este disco es un regreso al origen, para aquellos (adeptos) que me seguían desde los años 80, y también para los que me decían que para cuándo hacía un disco yo solo, con la Ronda Bogotá", señaló el compositor y arreglista.

El nominado a dos Latin Grammy se dio a conocer ante un público más joven gracias a los diversos álbumes que grabó acompañado por luminarias como Cartel de Santa, Control Machete, El Gran Silencio y Natalia Lafourcade.

"En el 2000 acepté hacer duetos con rockeros, fusionar estilos con músicos más jóvenes, pero puedo decir que en mi estilo, fui el primero, y que abrimos camino a nuevas generaciones", apuntó.